2023 otro duro año para Venezuela

2023 otro duro año para Venezuela

El país está a pocos días de finalizar un año más de tiranía, su balance es sombrío, igual su futuro, atrás queda el resultado de las primarias del 22 de octubre con alta participación ciudadana, que votó de manera transversal, es decir, en todos los estratos sociales por una candidata inhabilitada por la tiranía como expresión inequívoca de su voluntad de confrontar al régimen.

María Corina Machado, transmitió con coherencia durante su campaña un mensaje estrategico de autenticidad y voluntad de confrontar la tiranía … hasta el final … generó confianza y compromiso emocional en los venezolanos que la votaron en un 92 por ciento, es decir, el mensaje llegó a todos los estratos sociales. Fue una votación contundente del país desafiando su inhabilitación por la tiranía, asumía el desafío de habilitar su liderazgo para luchar … hasta el final … por un cambio, por su libertad, creándose una ventana de oportunidad para la organización comunicación y trabajo consciente de una nueva expresión mayoritaria de lucha … hasta el finalen cualquier escenario necesario, incluida la calle y/o la huelga general para logarlo, ese es el mandato: conducción para confrontar, dando de esa manera la espalda totalmente a la oposición que ha pretendido vivir en democracia, como expresión de aceptación y adaptación al proceso chavista.

El desafío movilizó a la tiranía, activó su plan para destruir o dañar la alianza entre el país y María Corina Machado; apeló al sentimiento nacionalista y patriótico pretendiendo  empatía para reagrupar fuerzas alrededor de un referéndum sobre el Esequibo, éste activó también alarmas sobre un nuevo conflicto dentro del proceso geopolítico mundial y las necesidades energéticas de occidente, con ello ha logrado un cambio posicional en los Estados Unidos, la administración Biden profundizó los contactos con el régimen para lavar su rostro en la comunidad internacional, pactando en Qatar, sobre los acuerdos de Barbados, un intercambio posicional, por un lado Estados Unidos recibiría licencia y garantía para la actividad de sus empresas petroleras, maquillado en el intercambio de norteamericanos presos en Venezuela, incluso un prófugo de su justicia, y la liberación de un pequeño grupo de presos políticos en el país (pero, sin incluir aquellos de mayor interés y relevancia para la tiranía: policías metropolitanos, capitán Caguaripano u otros militares, ni a Javier Tarazona ONG FundaRedes), a cambio de Alex Saab joya de la corona del régimen.

Pero, lo realmente importante entregado por Estados Unidos, que evidencia su cambio posicional frente a los principios sobre DDHH y democracia, ha sido forzar a María Corina Machado a modificar con hechos su discurso estratégico, al acudir ante el Tribunal Supremo de Justicia del régimen reconoce su institucionalidad, quebrando su coherencia discursiva de confrontación por aceptación, adaptación y reconocimiento de un gobierno, no un régimen, el cual, días antes iniciaba la persecución a su entorno cercano, conducta que enciende alarmas sobre su compromiso de lucha … hasta el final …, luego su comunicado reconociendo estar involucrada en las negociaciones, deja el sabor de un interés personal sobre el interés del país que la votó asumiendo el compromiso de acompañar su lucha en cualquier escenario para alcanzar su libertad, comunicado que induce la idea de aceptación y adaptación como la ha hecho antes la plataforma unitaria, en su conjunto rompe la estrategia para aportar convivencia e imagen de vivir en democracia alejando toda posibilidad de un cambio, se crea de esta manera confusión entre ella y el país, abriendo camino al  restablecimiento de relaciones formales entre los dos paises, el levantamiento de todas las sanciones e incluso eliminando las recompensas por algunas o todas las figuras del régimen.

Dado el momento y forma en que esto ocurre, María Corina Machado tiene posibilidad de maniobra para recuperar la ruta y aprovechar los vientos que el 22 de octubre crearon, vive una etapa de enamoramiento que puede diluirse como acuarela en rio, es indispensable que recupere ante el país su sindéresis ofreciendo una explicación real y creíble sobre esta conducta que compromete su estrategia, su silencio o mantener una explicación superficial sobre los hechos, sería el inicio de un nuevo proceso de desilusión y desencanto del pueblo que la votó, que espera temeroso descubrir la profundidad real de lo pactado y asumido por María Corina Machado para romper su coherencia y la confianza en ella deposita por el país.

La conducta de confrontación asumida por Zelensky frente a las presiones de los Estados Unidos y la Unión Europea al iniciarse la invasión de Rusia a Ucrania fue el evento que dio sustento a mantener la existencia de Ucrania, es decir, resolución y capacidad de liderazgo para unir, proteger y garantizar una nación; de igual manera Javier Miley en Argentina, alecciona desarrollando una campaña breve, inteligente y austera sustentada en un discurso estratégico de confrontación para cambiar, comunicó la realidad y la necesidad de gobierno que desarrolle una política duro y dolorosa para renacer como país: liderazgo fuerte, confrontación desde la verdad, autenticidad estratégica y credibilidad son las lecciones para todos, más aun para paises en las circunstancias de Venezuela.

Amanecerá y veremos

@PeterPáezMonzón.

Contenido


Psicología y Salud

Arte y Poesía

Historias

Nunca-más

De-interés

Cocina


emigreat, Noviembre 2023

Total visitantes:
23089

Total vistas de página:
48457

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *