Adolescencia Y Depresión; Un Enfoque Preventivo

Adolescencia Y Depresión; Un Enfoque Preventivo

Aunque la depresión puede ocurrir en cualquier momento de la vida, los síntomas entre los adolescentes y los adultos pueden ser diferentes.

Adolescencia y depresión: un enfoque preventivo

La depresión es un problema de salud mental grave que, entre otros síntomas, provoca un sentimiento de tristeza constante y una pérdida de interés en realizar diferentes actividades.

Nuestra psicóloga Samanta Bigatti nos habla sobre cómo abordar este trastorno cuando la persona afectada está en edad adolescente.

Por Keila Beatriz Caridad – @keila-caridad-marquez – Redacción y Contenidos

La depresión afecta la manera en que tu hijo adolescente piensa, se siente y se comporta, y puede provocar problemas emocionales, funcionales y físicos.

Aunque la depresión puede ocurrir en cualquier momento de la vida, los síntomas entre los adolescentes y los adultos pueden ser diferentes.

Hablemos de la adolescencia

Esta etapa es un momento que tiene mucha evolución, tanto física como psicológica, donde las crisis son parte continua de la evolución, la razón que lleva al adolescente a experimentar a menudo cambios de humor, lo que hace que sea más difícil para los padres reconocer cuándo sus hijos pueden tener depresión y, por lo tanto, no saben cuándo podrían necesitar ayuda.

Ante estos cambios, lo más importante es estar atentos: si ven alguna acción o comportamiento que normalmente no hacía, hay que acercarse, conversar, abrirse, sin juzgar, sin regañar, sin señalar. Es imprescindible fomentar el espacio de confianza para que tu hijo adolescente se abra y exprese sus sentimientos.

Depresión en la adolescencia

Algunos problemas como la presión de sus compañeros, las expectativas académicas y los cuerpos que cambian a esta edad, puede ocasionar muchos altibajos en los adolescentes. Sin embargo, para algunos adolescentes, estar deprimido es mucho más que solo sentimientos temporales, sino que es un síntoma de inestabilidad emocional mayor.





La depresión en adolescentes no es una debilidad o algo que se pueda superar con fuerza de voluntad, puede tener consecuencias graves y requiere tratamientos a largo plazo.

Síntomas emocionales

  • Irritabilidad frecuente con brotes repentinos de ira
  • Mayor sensibilidad a la critica
  • Quejas de dolor de cabeza, estómago u otros problemas corporales
  • No disfrutar de las actividades que normalmente le gustaban
  • Sentirse cansado durante gran parte del día
  • Sentimientos de tristeza
  • Problemas para dormir, más o menos de lo normal

Síntomas comportamentales

  • Cambios en los ámbitos alimenticios
  • Dificultad para concentrarse
  • Desmejoramiento en las calificaciones
  • No querer estudiar
  • No querer asistir al colegio
  • Comportamiento de alto riesgo
  • Tener sexo sin precaución
  • Alejamiento de la familia y amigos
  • Consumo de drogas o alcohol

Los adolescentes también se deprimen: cómo ayudarlos

Para poder ayudar a un adolescente la promoción de una buena salud emocional y física, es importante empezar a marcar límites claros en la realización y utilización de pantallas como televisor, juegos, teléfonos entre otros.

La buena salud también incluye hacer ejercicio, tener una vida saludable, comer bien, fomentar las relaciones positivas dentro de casa y fuera de casa y sobre todas las cosas, aumentar la calidad y la cantidad de tiempo compartido.

La especialista en psicología, Samanta Bigatti destaca la importante de atender en familia las necesidades emocionales de los niños y adolescentes:

“Es importante que exista y que pueda darse en forma conjunta el apoyo de mamá y papá, e iniciar tratamiento con tu hijo adolescente”.

Elabora un plan anticipatorio para tratar la depresión en adolescentes

  • Sigue el plan de tratamiento de tu hijo
  • Asegúrate de que tu hijo asista a terapia
  • El tratamiento funciona, pero puede tomar algunas semanas comenzar a ver resultados. El adolescente deprimido no va a sentir los cambios de forma inmediata y va a querer abandonar, he allí la importancia de los padres en ser perseverantes
  • Elabora una lista de las personas a las que puede llamar el adolescente cuando se siente con sentimientos muy negativos
  • Mantente atento a los factores de riesgo de suicidio: esto tiene que estar hablado y observado

Es esencial reconocer que la depresión en adolescentes no es simplemente “una fase” o una respuesta típica al estrés de la adolescencia. Es una enfermedad mental real que puede tener consecuencias devastadoras si no se aborda adecuadamente. La buena noticia es que, con el apoyo adecuado de psicólogos, psiquiatras, familiares y amigos, la depresión en adolescentes es tratable.

Es crucial fomentar un ambiente de apertura y comprensión en el hogar y la escuela, donde los adolescentes se sientan seguros para hablar sobre sus sentimientos y preocupaciones. La detección temprana y la búsqueda de ayuda son fundamentales. La depresión no es un signo de debilidad, y superarla requiere coraje y apoyo.

Recordemos que los adolescentes son resilientes y tienen un potencial inmenso para la recuperación. La educación, la compasión y el acceso a recursos adecuados son herramientas esenciales para ayudar a los adolescentes a enfrentar y superar la depresión, permitiéndoles crecer en adultos saludables y felices.

 

Total visitantes:
23089

Total vistas de página:
48457

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *